El propósito del matrimonio

Me quedo sorprendida como muchas personas oran y claman por casarse y luego cuando lo hacen y tienen hijos directamente menoscaban su relación con su conjugue. No es que lo hijos no tengan importancia en nuestras vidas. Pero hace poco me quede impactada como un grupo de mujeres hablaban que estaban clamando a Dios para que sus hijos sean salvos y cuando le pregunte por su esposo, ellas me miraron extrañadas por mi pregunta y solo dijeron :- bueno el no cree, pero yo oro por mis hijos- ! wou ! entonces el marido ? se puede ir al infierno total solo fue el que puso la semilla? rayos ! se menoscaba la pareja. Hasta que el esposo le es infiel. Entonces vienen y me dicen lo tan mal tipo que es por haber sido infiel. Ojo no estoy haciendo una apología del delito. Ni estoy diciendo que el adulterio esta bien. El no hace bien en dos cosas. La primera no plantarse frente a su esposa y charlar para que el sea colocado donde corresponde. En unión con su esposa . Porque los hijos no están cerca ;  es la pareja. Los hijos solo están para que ellos lleven nuestra herencia y sean como Jesús esparciendo la bendición. Pero la pareja sera la que este cuando ellos se hayan ido. Lo segundo que hace mal es ser cobarde y elegir por lo fácil, yéndose con la primera mujer que le da cariño. Como si fuesen perritos en vez de hombres destinados a ser la gloria de Dios.

Hoy escuche a mi pastor enseñando que tenemos que cuidar lo que tenemos, que no tenemos que menoscabarlo, porque era algo que Dios nos había dado y de ello rendiremos cuenta. Y me puse a pensar. ¿Que tal si viene Jesús y dice , – te di un esposo /a te di un propósito para tu pareja, dime donde esta? dime que has hecho ?

Porque no solo nos pedirá cuenta de los hijos sino también del conyugue que nos entregó. Bueno la verdad que creo que nos comportamos así porque no entendimos el para que nos casamos.

 DIOS DISEÑÓ Y CREÓ el matrimonio como algo bueno, hermoso e invalorable. Él usa el matrimonio para ayudarnos a terminar con la soledad, multiplicar nuestra eficacia, establecer familias, criar hijos, disfrutar la vida y bendecirnos con intimidad en la relación. El matrimonio también nos muestra la necesidad de crecer y tratar nuestros propios problemas y nuestro egoísmo con la ayuda de un compañero para toda la vida. Si estamos dispuestos a recibir enseñanza, aprenderemos a hacer lo más importante en el matrimonio: amar. Esta unión te proporciona el camino para que aprendas a amar, de manera incondicional, a otra persona imperfecta. Es maravilloso. Es difícil. Cambia la vida. 

Aprendamos junto con nuestro conyugue el arte de amar, de darse todos los días el uno al otro  y así seremos ejemplos no solo de nuestros hijos sino de todo el mundo. Si deseamos que los hijos vengan a los pies de Cristo entonces demos el ejemplo de como Dios ama a su esposa, la iglesia. Teniendo nosotros un matrimonio sujeto a Dios. Aprende a amar y si tu pareja aun no cree creerá al ver tu cambio , tu dedicación y entrega incondicional a el o ella.

Oración.

Padre te doy gracias por haber creado y diseñado algo tan bello como es el matrimonio. Ahora entendí tu propósito y lo cuidaré para que sea ejemplo para mis hijos y la humanidad . Perdona por no entender el amor. Colaboraré con tu Espíritu para que me enseñe día a día a amar a mi esposo /a como tu amas a tu iglesia. En el Nombre de Jesús amen.

♔Sara 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *