Oracion bíblica por finanzas.

Pedir conforme a la voluntad de Dios es simplemente orar la palabra de EL. Cuando hacemos esto dice que tengamos confianza que lo que hayamos pedido lo tenemos.
1 Juan 5:14-15 (RVR1960)Y esta es la confianza que tenemos en él, que si pedimos alguna cosa conforme a su voluntad, él nos oye.Y si sabemos que él nos oye en cualquiera cosa que pidamos, sabemos que tenemos las peticiones que le hayamos hecho.
Padre, Tu palabra dice que soy participante de la herencia y tesoros del cielo. Tú me has librado de la autoridad de las tinieblas y trasladado al Reino de Tu Amado Hijo, Padre, donde está tu palabra allí hay luz y también entendimiento. Tu palabra no vuelve vacía sino que hace todo aquello que dice que hará. Soy coheredero con Jesús él me redimió de la pobreza por lo tanto creo que mis necesidades son suplidas, en acuerdo con tu palabra que dice que tu provees de lo que me falta de acuerdo a tus riquezas en Cristo Jesús. Por eso creo que debido a que he dado mi diezmo, y ofrendas, Tú reprendes al devorador por mí y derramas bendición en abundancia. Padre tus eres mi luz y escudo, gracia y gloria me das y no quitas sino que devuelves todo lo que el enemigo me robó ; porque ando en tus caminos. Padre te entrego mis proyectos económicos confío plenamente en Ti, debido a que Tu trabajas eficazmente en mi, Tu causas que mis pensamientos se vuelvan en acuerdo con Tu voluntad, de modo que mis planes sean establecidos y tengan éxito. Me someto todo tipo de sabiduría, discernimiento práctico y prudencia, que tú has derramado sobre mí en acuerdo con las riquezas y generosidad de Tu gracia. Tu Señor te gozas en la prosperidad de tu siervo y las bendiciones de Abraham son mías. Doy con corazón alegre, y Tu Señor me das toda gracia en abundancia y teniendo suficiencia en todas las cosas, abundo para toda buena obra.
Satanás, ato tu poder de mis finanzas, de acuerdo con Mt. 18.18 y te suelto de toda tarea en mi contra, en el Nombre de Jesús.
Padre, gracias por los ángeles que tú has asignado para hacer que venga a mi el dinero, ellos ahora están libres para ministrarme y traerme las finanzas que necesito. Padre, gracias en el Nombre de Jesús porque mi prosperidad es de bendición para que muchos te glorifiquen. Amén.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Whatsappinspira. Reflexiones para el celular